Sant Jordi 2019

59295621_2466712363349962_727417956425793536_nDetrás de cada libro hay una historia cargada de humanidad. Este pasado Sant Jordi 2019 he tenido la oportunidad de ser testigo de ello. Desde las diez de la mañana hasta las ocho de la tarde entre los números 22 y 28 del Passeig de Sant Joan de Barcelona, en las carpas montadas por la editorial Caligrama, he compartido momentos de reflexión e inspiración con otros escritores. Fui invitada al evento como autora Caligrama con sello Talento de mi segunda novela editada, Amapola Ola en el Reino Elemental.

De mi paso por este Sant Jordi me llevo, además de muchas libros y una rosa, dos aprendizajes esenciales. El primero, la valentía de abrirme a contar lo que hay detrás de esta segunda novela que edito, con cuyo efecto doy por verdadera mi existencia de creadora y, por lo tanto, mi propio reconocimiento como escritora. El otro aprendizaje vino de la curiosidad por saber que había detrás de los demás libros con los que el mío compartía caseta. Me abrí a preguntarle a los autores desde la escucha activa, permití que las conexiones se fueran estableciendo y, de inmediato, reconocí el talento de todos, lo cual me llevó a sentir un profundo amor por la humanidad al completo. Es gratificante para mí reconocer en los otros la belleza de ser humano.

Así que he vuelto a casa la mar de contenta, cargada de aprendizaje, con once libros y un montón de historias inspiradoras que le dan un gran toque de humanidad a mi biblioteca.

Quiero empezar hablando de los escritores que he conocido en este Sant Jordi 2019, y quiero hacerlo así por la sencilla razón de que antes de ser escritora ya era  una lectora apasionada.

Antonio Fuentes Segura, Chevaux. Ed. Caligrama, pág 183.El azar me llevó a conocer a Antonio Fuentes Segura. Habían colocado a Chevaux al lado de Amapola Ola en el Reino Elemental, así que me senté junto a él y comenzamos a hablar. Me dijo que había quedado entre los finalistas del premio Azorín, y eso lo impulsó a editar. Al poco descubrí que es murciano, como yo, también casualidades de la vida. Le recuerdo al principio nervioso y al mismo tiempo orgulloso de su libro. Estaba ensayando minuciosamente lo que diría en la entrevista con la ayuda de Isabel, su mujer, que lo acompañó al evento con su mejor sonrisa. Según nos contó, ella había sido un pilar fundamental para la escritura de su obra. Antonio dice que escribir este libro ha sido un disfrute continuo en el que ha hecho participar a toda su familia. En él plasma su pasión por los caballos. La novela está narrada por el protagonista, escrita con mucha claridad y nos acerca a situaciones cotidianas de esas que conducen a reflexiones profundas.

Si pudiéramos adelantarnos a nuestro futuro todos intentaríamos quedarnos sólo con lo bueno. Lo cierto es que no podemos. He vivido siempre obsesionado por el destino y, dentro de él, por la opción antagónica entre dos polos, por un lado la suerte, la aventura y la felicidad y, por otro, su antítesis, la desgracia, el fracaso y la fatalidad. Destinos contradictorios que cuando comparten espacio en la vida de la gente raras veces dejan un balance neutro: la fatalidad siempre parece ganarle la partida al éxito o la alegría, que son estado más bien efímeros e inconsistentes y pasan por nuestro ánimo de manera más discreta y perecedera.

Antonio Fuentes Segura, Chevaux. Ed. Caligrama, pág 183.

Nieves Clavell, Más allá de toda razón, Ed. Caligrama, página 555Después, como aparecida de una película de Hollywood de los años cincuenta, llegó Nieves Clavell, llena de glamour. Y claro, es que Nieves escribe novela romántica. Vino a Sant Jordi con Más allá de Toda razón, un libro de genero romántico y erótico. Ha escrito varias novelas, y me dijo con una sonrisa encantadora que esta es la primera que edita edita porque que la gente que la iba leyendo se lo pedía. El verla así de contenta con su trabajo, y con tantas ganas de llegar a los lectores, me inspiró muchísimo. Su novela relata una historia de amor con todos sus dramas, un ejemplo literario de lo que nos acerca y distancia cuando nos relacionamos.

La cena fue de lo más romántica. Sentados en la terraza del acogedor restaurante, al abrigo de una extraña calidez para ser Suiza, debutaron de la buena cocina, el buen vino y compartieron confidencias y baile pegado, dejando pasar una canción tras otra, disfrutándose con los cinco sentidos cargados de pasión y entrega.

Nieves Clavell, Más allá de toda razón, Ed. Caligrama, página 555.

Sandra Abellán, Far, Ed. Caligrama pág 75.Éramos muchos y estábamos repartidos, así que me fui a curiosear por el resto de casetas y ahí fue cuando conocí a Sandra Abellán, y su novela Far, una historia que se desarrolla al otro lado del Atlántico, y que empezó a escribir con trece años. Esta jovencísima escritora acudió al evento con el apoyo incondicional de su padre. Me enterneció el ser testigo de la colaboración intergeneracional.

Lo de hoy ha sido la gota que ha colmado el vaso, me ha contado una milonga de historia y espera que me la crea, este hombre es increíble y definitivamente idiota. Quiero gritarle que lo odio y que le tengo miedo, le tengo miedo y no sé por qué, simplemente me transmite miedo. Todo el mundo conoce a alguien que le transmite miedo, pues ese alguien en mi vida es él.

Sandra Abellán, Far, Ed. Caligrama pág 75.

Margarita Fraile Mira, Pedazos de lo que fuimos, Ed. Caligrama, pág 687.Justo después me encontré con Margarita Fraile Mira y su novela Pedazos de lo que fuimos, que curiosamente también es una historia que tiene como escenario central la ciudad de Nueva York. Con mucha pasión me dijo que aunque su novela parecía larga se leía con rapidez y que me iba a gustar seguro. Es cierto, el ritmo es rápido. La narración cuestiona la idea que tenemos de la muerte y, por ende, de la vida.

Energía potencial. Está en lo alto y puede ver su ciudad al completo, hermosa, majestuosa, eléctrica. 

Energía citéica. El salto se produce y ya no hay más barreras mortales, es un alma libre, inmaterial; sólo posee una visión de su persona. Y sigue transformandose, jugando con la ciencia, la física, la química. Domina su mundo, muy abierto ahora. El espacio-tiempo no existe, él lo crea en su mente. La felicidad es completa.

Margarita Fraile Mira, Pedazos de lo que fuimos, Ed. Caligrama, pág 687.

J.J. Tapia Menéndez, Circo. La Troupe del bosque marchito. Ed. Caligrama, pág 55.Y bueno, imagino que fue mi amor por el circo lo que me llevó hacia Circo de J.J. Tapia Menéndez. Con él estuve conversando de lo complicado que es llegar a los lectores e intercambiando ideas para lograrlo. Juan, que se dedica a las finanzas, me cuenta que el mundo del la carpa siempre le ha atraído y que esta novela la escribió porque le llegó la historia y necesitaba ponerla en papel. Además, me adelanta que todavía tiene mucho más que contar sobre ella. Ha venido desde Puerto Rico a este Sant Jordi 2019 para apoyar a su criatura. Es una novela con un estilo muy cinematográfico que relata como el circo es refugio de los raros.

Más de diez años lejos del circo se llevaron a un rincón postergado sueños y pedazos de historia; y entonces, una frase en boca de un desconocido los trae en un instante de vuelta.

–“Una estrella que cayó del cielo”

J.J. Tapia Menéndez, Circo. La Troupe del bosque marchito. Ed. Caligrama, pág 55.

Jaume Antón Maldonado. De humanos y monstruos. Lágrimas de nieve, Ed. Caligrama, pág 499.Seguía paseándome por entre el ambiente que se había creado en el trozo del Paseo de San Juan que ocupamos los autores de Caligrama, cuando me encontré con Jaume Antón Maldonado, el autor de De humanos y monstruos. Lágrimas de Nieve, con mi libro entre las manos. Esto nos dio pie a comenzar una conversación muy enriquecedora para mí. La pasión de Jaume por la lectura hizo que a los tres años le pidiera a su madre que le enseñara a leer, según me contó ella misma. Y, después, me enteré de que su primer libro lo escribió con diez años. Así fue como descubrí gratamente sorprendida que tenía a un audaz de las letras frente a mí. Lo cual se nota en las paginas de su novela con una prosa descriptiva impecable, que se hace fácil de leer para los que somos más de imaginar, y con diálogos bien hilados. Detrás del libro hay un arduo trabajo de investigación. Me cuenta Jaume que lo escribió durante su estancia en Londres, y que lo que más quiere es que lo lean y le digan, pues él tiene claro que lo que quiere hacer en esta vida es escribir y las opiniones de los lectores le ayudan a crecer.

Una vez fui humano. Hace mucho, mucho tiempo. Tanto ya, que, quizás, ni debería poder recordarlo.

Jaume Antón Maldonado. De humanos y monstruos. Lágrimas de nieve, Ed. Caligrama, pág 499.

Lola Basavilbaso Gotor y Luis Constante Luna, Las estepas de Avok, Ed. Caligrama, pág 9.Por la tarde aparecieron los escritores de Las Estepas de Avok, Lola Basavilbaso Gotor y Luis Constante Luna. ¡Cierto, son dos, han escrito el libro a duo! Dice Lola que lo que escriben juntos es de mejor calidad que lo que ella escribe sola y Luis escribe por su cuenta, que cuando se juntan suman. Me dicen que es sencillo, lo panifican y lo escriben. De hecho, han creado un mundo imaginario, Erhis, en el que se ambientan sus novelas. Esto, a mi parecer, se merece una ola. Son el vivo ejemplo de que la colaboración da sus buenos frutos y tienen dos novelas editadas con Caligrama que así lo demuestran. Con la primera ganaron un premio que se ha materializado en la edición de esta segunda. El viaje épico de su libro por las estepas de las letras unidas de Lola y Luis, me lleva al universo de las cruzadas. Me encanta el final y, por supuesto, no voy a desvelarlo.

Hace tiempo supe de un camino de vida y muerte que seis planos recorrieron en las estepas de los kitanna. Tierra de atardeceres, yermo feroz donde la escasez curte el espíritu y el hombre no puede sobrevivir sino a lomos de las bestias, no hallaron allí piedad alguna ni humanidad entre la gente que se encontraron. Pues no hay en las estepas más orden que el que proveen las armas.

Lola Basavilbaso Gotor y Luis Constante Luna, Las estepas de Avok, Ed. Caligrama, pág 9.

H.J. Pilgrim. Demonios de Marte. La gran mentira. Página 408.Sobre las siete de la tarde conocí a H.J. Pilgrim, el autor de la distopía Demonios de Marte. La gran Mentira. Es la quinta novela que edita este escritor malagueño que acaba de volver de tierras porteñas. Sus padres le han a apoyado en esta edición. La obra está muy dialogada, escrita con un estilo desenfadado, sin censura y coloca al lector en la reflexión sobre la fina línea que hay entre la evolución y la destrucción, entre la verdad y la mentira. Para mí, que reconozco que en un momento de mi vida fui adicta a la lectura de distopías, este libro se me hace apetecible, es de esos libros de los que es posible aprender algo sobre uno mismo.

Cabe señalara que Marte ere un planeta glorioso, lleno de vida y color como vendría a ser la Tierra. Nosotros lo llamábamos Nedfarnui, que en español vendría a ser algo como planeta arco iris o multicolor.

H.J. Pilgrim. Demonios de Marte. La gran mentira. Página 408.

Nayeli Song , La librería de la puerta roja. Disculpen las molestias. Cerrado por amor, Ed. Caligrama, pág 91.Ya rozando el fin de la jornada me llegaron dos libros prometidos desde el principio. La librería de la puerta roja de Nayeli Song y Sueños de Alambre de Araitz Zabaleta. El primero me tocó el corazón, quizá por el título, quizá por el motivo que condujo a la autora a escribirlo, quizá porque las librerías son lugares donde me siento como en casa. Esta historia está llena de magia. La autora me confesó que cuando escribe, las historias se las cuentan, y ahí dejo el comentario.

Era viernes y por lo tanto día de cuentacuentos. Los viernes eran especiales y aquel no fue una excepción, y no solo porque la librería se llenaba personas amantes de los libros y la literatura, sino porque en aquel rincón mágico lleno de ilusión al que se accedía por una puerta que era igual a la de un castillo medieval con paredes de ladrillos de mil colores donde comenzaban los sueños de los más pequeños y no tan pequeños, sucedió algo maravilloso.

Nayeli Song , La librería de la puerta roja. Disculpen las molestias. Cerrado por amor, Ed. Caligrama, pág 91.

Araitz Zabaleta, Sueños de alambre, Ed. Caligrama, pág 60.Sueños de Alambre de Araitz Zabaleta es una novela que muestra tanto la vulnerabilidad como la valentía del ser humano. La autora ha querido reflejar en estas páginas toda su experiencia como educadora social. Es una historia que da fe de la necesidad humana de buscar la evolución a toda costa. La verdad es que me habría gustado conversar algo más con la escritora sobre sus experiencias. Quizá en otra ocasión.

Hacía más de nueve meses que no hablaba con familiares y amigos. Todos los recuerdos anteriores quedaron congelados en una parte de su cerebro para poder sobrevivir, pero necesita el consejo de su amigo Nordin, que tan sabiamente reflexionaba ante cualquier imprevisto.

Araitz Zabaleta, Sueños de alambre, Ed. Caligrama, pág 60.

EME29905Y, finalmente, justo antes de irme, me llegó el regalo de Viviene Gamerro, su libro de desarrollo persona Conócete a ti misma. Piedra Angular en momento de crisis. del que seguro voy a aprender mucho, pues lo abra por donde lo abra tiene una frase que me resuena.

De niñas como mucho nos preguntaron qué queríamos ser de mayores, ¿verdad? 

¿Alguna vez te cuestionaste si con todo este montaje serías feliz?

Viviene Gamerro, Conócete a ti misma. Piedra Angular en momentos de crisis, Ed. Caligrama, pág 93.

Muy agradecida lo incluyo en mi biblioteca junto con el resto de tesoros que me he traído de Barcelona a Madrid, de este Sant Jordi 2019, pues todos ellos me inspiran, al igual que me inspira la humanidad que hay detrás de los libros. Me habría gustado conocer a todos los autores que asistieron al evento, espero que haya más ocasiones de hacerlo.

Gema Sanchez Hernandez. Amapola Ola en el Reino LementalAhora me toca desvelar el gran secreto, el de qué fue lo que me hizo dar el salto de mis blog de notas a empezar a escribir libros, y la recompensa que he obtenido de todo esto. Pues bien, escribir libros me ayudó a pasar el duelo de la pérdida de mi madre. Con el primero que escribí, El jardín de Afrodita, conseguí aceptar que ella se había marchado y yo tenía que seguir viviendo aquí y ahora. Con este segundo que he editado recientemente con Caligrama, Amapola Ola en el Reino Elemental, aprendí a sentirme, a aceptar el baile emocional que me habitaba, con sus luces y sus sombras, lo cual fue el primer paso para aprender a gestionar mis emociones. Recuerdo que justo al poco de terminarlo, de haberme puesto cara a cara frente a la tristeza, el disgusto, el dolor, la ira, la frustración, etc, me llegaron directamente al corazón recuerdos cargados de un amor materno que hasta entonces no había sido capaz de ver. Y poco después conocí a Gabor, mi marido, que me acompañó en este Santi Jordi 2019 y cuyo apoyo incondicional ha sido tan importante para la edición de este libro. Con él estoy viviendo una historia de amor verdadero que doy fe que es algo que existe más allá de los cuantos de hadas, que es posible vivirla con todas y cada una de las personas con las que nos encontramos por la vida, que se trata de actitud, de tomar la decisión de vivir amando y que el amor es el tesoro más preciado que tenemos los seres humanos. Y todo esto es lo he recibido escribiendo Amapola Ola en el Reino Elemental, que más puedo decir sino que estoy infinitamente agradecida.

Gema y Gabor

–Te veo –le dijo.

–Yo también te veo. Y no me canso de mirarte. La belleza es una fuente de paz –le contestó él.

–¿No podemos quedarnos aquí para siempre? –preguntó ella.

Gema Sánchez Hernández, Amapola Ola en el Reino Elemental, Ed. Caligrama, pág. 543.

Gracias por leerme, gracias por leernos, sois vosotros la otra parte de la historia, la que le da sentido a nuestra pasión por la escritura.

Anuncios

Amapola Ola en el Reino Elemental

Amapola Ola en el Reino Elemental 📖❤️. Una novela para emocionarte 🥰. Se trata de una historia llena de emociones en la que no hay ni buenos ni malos, sino conflictos cuyas soluciones conducen a la evolución. Un homenaje a la fantasía clásica. El próximo 23 de abril estaré en Sant Jordi firmando libros gracias a Caligrama Editorial. Puedes encontrarme en el Passeig Sant Joan 22. Para mí será un placer recibirte y charlar sobre el libro. #CaligramaSantJordi19

Amapola Ola en el Reino Elemental es una novela llena de emociones y acción para todos los públicos. La trama acerca la fantasía de los cuentos clásicos a la posmodernidad. Al llegar al Reino Elemental, Amapola se compromete con la misión de conciliar a los seres que habitan los cuatro reinos, y de cuyas acciones depende la vida en nuestro planeta. Alcanzar la paz es fundamental para que la Tierra siga existiendo. Durante esta aventura se enfrenta a todos sus miedos como una auténtica guerrera del amor. Un duende, Claus; un hada, Clara; un gnomo, Nagüel; dos dragones, Draco y Niebla, y el mismísimo Peter Pan comparten con ella el reto.